Biarritz a media sombra

Cruzó la calle a saltitos,

con los ojos abiertos a media sombra.

Cruzó la calle a lomos de la brisa,

con aquella delgadez de sombra y gorriones.

Cruzó la calle a ras de parachoques,

con la boca entreabierta y rumor de comisuras.

Cruzó la calle lentamente,

con los hombros despegando a mirar horizontes.

Cruzó la calle con mis ojos.

Yo ayudé con mis párpados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s